El Sistema de Información Cultural (SiC), con el afán de mejorarse, pone a tu disposición este subsistema de notificación para que nos ayudes a corregir, completar y mejorar la información que brindamos. De antemano te agradecemos el tiempo que te lleve indicarnos tus observaciones.
Rebozos de Tenancingo

La información personal que nos proporciones sólo es con fines de contacto y no es empleada para ningún otro uso.
* Campos obligatorios.
imagen en galeria
Rebozos de Tenancingo



Tenancingo, Estado de México

Rama y Subrama

Textiles
Rebozos
Objetos

Rebozo ratón o pequeño, mediano, tres cuartos y grande. Rebozo de aroma cuando se refina con las hierbas aromáticas y los fierros viejos.
Materiales

Algodón mercerizado calibres 60, 80, 100 y 120 para la urdimbre; hilaza de algodón para la trama y para para anudar los diseños dibujados; tintes químicos o anilinas.
Para el rebozo de aroma: una combinación de plantas tintóreas y fierros para lograr un negro profundo, refinados con un coctel de hierbas aromatizantes.
Herramientas

Devanadora, urdidor de tambor, navaja, telar colonial de pedal, telar de cintura.
Técnicas

El proceso para hacer un rebozo en Tenancingo consiste en 14 pasos laboriosos que se reparten entre 5 personas especializadas: los hombres realizan la preparación de la urdimbre, el amarre y teñido de diversos diseños con la técnica de jaspe o ikat, y el tejido en telar; las mujeres llevan a cabo el anudado de las puntas o rapacejo con diversos diseños y técnicas.
La técnica del jaspe o ikat consiste en marcar la urdimbre con el diseño, cubrir o reservar las partes entre cada diseño, teñir la urdimbre, volverla a estirar, y cortar con sumo cuidado el trozo anudado; al final queda una sección teñida y otra cubierta en blanco, lo cual forma delicados diseños jaspeados.
Usos

El rebozo de algodón fue, hasta la década de 1970, la prenda más emblemática de la mujer rural, mestiza y de algunas comunidades indígenas, dada su multifuncionalidad como abrigo, para taparse la cabeza, para cargar a los hijos y transportar productos, entre otras. El rebozo de aroma se utilizaba para amortajar a la difunta.
Dinámica comercial

El rebozo de Tenancingo era distribuido en numerosos puntos del país y era particularmente apreciado en Yucatán. Ante el desplome en el uso por parte de consumidoras tradicionales, en el siglo XXI se está recurriendo a varias estrategias para mantenerlo vivo: se elaboran diversos productos a partir del paño de rebozo, con o sin puntas, como bolsas, corbatas, sacos y vestidos; también los reboceros están experimentando más con colores de moda, diseños y combinaciones de materiales.
Medio ambiente

Se abandonó el uso de tintes naturales hace varias décadas, y no se cuenta con sistemas de saneamiento de las aguas residuales que se utilizan para la tinción de los hilos.
Premios

Evaristo Borboa Casas, uno de los últimos tejedores de rebozo en telar de cintura, obtuvo el Premio Nacional de Ciencias y Artes en el campo VI, Artes y Tradiciones Populares en el año 2005.
Hermilo López Izquierdo obtuvo el Galardón Centenario en el Gran Premio de Arte Popular 2008.
Estatus

Alto. Cada día son menos los jóvenes que continúan con la tradición del anudado, teñido y tejido de rebozos; la mayoría de los productores rebasan los 40 años de edad. Las mujeres jóvenes de los pueblos aledaños también encuentran mejores opciones de trabajo en los invernaderos de flor diseminados por toda la región, abandonando así la labor de empuntado. Adicionalmente existe un acelerado abandono del uso de rebozo de algodón y, en todo caso, la sustitución por el rebozo de artisela.
Bibliografía

Varios autores, Rebozos de la colección Robert Evans, Colección Uso y Estilo, Museo Franz Mayer/Artes de México, México, 1997.
Varios autores, El rebozo, en Artes de México, núm. 90, agosto, 2008.
 
fb
t
¿Detectaste algún error en este registro?

Fecha de última modificación: 18 de diciembre del 2009, 18:40
Información proporcionada por:
Red Nacional de Información Cultural
Coordinación Nacional de Desarrollo Institucional/SIC